El Tiempo: Cargando...
>

Club del Suscriptor   Iniciar sesión   Regístrate

INGER ENKVIST PROFESORA SUECA

"El modelo educativo finlandés se basa en el esfuerzo del alumno"

SONSOLES ECHAVARREN . PAMPLONA .    
  • "Para estudiar Magisterio hay que sacar las mejores notas del Bachiller y ser seleccionados"
Actualizada 06/11/2011 a las 01:43
70
Compartir
Menéame Imprimir Enviar
Relacionadas

Imagen de la noticia

Inger Enkvit, profesora de la Universidad de Lund (Suecia), ayer por la mañana en Pamplona. JOSÉ ANTONIO GOÑI.

Los alumnos finlandeses sacan los mejores resultados académicos del mundo, según los últimos informes internacionales. Y lo consiguen con "poca inversión" y "mucho esfuerzo". Así lo cree la sueca Inger Enkvit, profesora universitaria y experta en modelos educativos comparados. El viernes expuso sus teorías educativas en una conferencia en la Universidad de Navarra con el título Finlandia: modelo de excelencia en la escuela para padres y profesores. El acto lo organizó la Asociación Navarra de Centros de Enseñanza (CECE), patronal que agrupa a centros concertados de iniciativa social, como San Cernin, Miravalles-El Redín...

¿Por qué el modelo educativo finlandés encabeza los rankings?

Por varios factores. Porque tienen un currículo muy concreto en la escuela obligatoria y queda muy claro para los alumnos y los padres qué tienen que aprender. Además, el nivel de los profesores es muy bueno. Son los mejores jóvenes que salen del Bachillerato. Para entrar en los estudios de Magisterio hay entre cinco y diez solicitudes para cada plaza, así que las universidades eligen a los mejores. Los profesores son inteligentes, bien preparados, con vocación y se sienten elegidos. Además de estudiar Pedagogía, deben hacer un máster que incluye Lengua y Matemáticas. Los docentes tienen un lenguaje muy rico que influye positivamente en los alumnos.

Habla del currículo y de los profesores. ¿Y los alumnos?

Todos se ven favorecidos. Hay un servicio de educación especial para los escolares con problemas muy eficaz y que comienza en cuanto se detectan irregularidades. A los estudiantes más ambiciosos se les estimula. Nadie los obliga a estudiar pero saben que si quieren ir a la universidad tienen que sacar buenas notas.

¿Qué papel desempeñan las familias finlandesas?

Suelen apoyar a la escuela. Piensan que los adultos tienen su trabajo y la escuela es el trabajo de sus hijos. Respetan a los profesores y si estos les dicen que su hijo ha tenido un mal comportamiento, primero escuchan al docente antes de dar la razón a su hijo, como ocurre en otros países.

¿Cómo es la escuela?

La mayoría de los centros son públicos pero como funcionan tan bien no hay demanda de colegios concertados. La educación obligatoria empieza a los 7 y termina a los 16 años. A los 6, pueden ir a un curso preparatorio pero ahí no les enseñan a leer, sino que les leen cuentos y mejoran su vocabulario. El modelo escandinavo demuestra que no es necesario aprender a leer tan pronto como en España (a los 5 años). Los alumnos van al colegio entre las 8.30 y las 14 horas. La jornada es corta pero están en plena forma.

Este modelo educativo tan exitoso, ¿ha sido siempre así?

No. Empezaron en los noventa. Antes, era un país pobre, en la periferia de Europa y que, con mucho esfuerzo, ha ido avanzando. Los primeros sorprendidos de los resultados han sido ellos. Han llegado hasta aquí ya que utilizan métodos tradicionales modernizados y con buenos profesores. No se han metido a experimentar con nuevas teorías pedagógicas.

¿Cómo cuáles?

Como la de Suecia y otros países occidentales, impulsadas por gobiernos socialistas. Suecia era un país con muy buenos resultados en los setenta pero desde que empezaron a pensar que el alumno es autónomo (marca su aprendizaje) se ha ido a peor, pese a invertir mucho dinero.

¿Qué puede hacer España para mejorar sus resultados?

Mejorar el nivel lingüístico de los profesores y modificar algunas leyes. No hay que pensar que cualquier conducta es admisible. Los alumnos tienen que proteger el derecho de sus compañeros a la educación; no puede ser que uno alborote y otro no pueda hacer nada. Lo importante no es invertir mucho dinero para dar a todos educación, porque no todos la quieren recibir.

SU PERFIL

Inger Enkvit es licenciada en Filología Hispánica e imparte clase en la Universidad de Lund (Suecia), localidad en la que nació. Es experta en la investigación comparada de los sistemas educativos más avanzados del mundo y autora de múltiples obras sobre pedagogía, entre las que destacan La educación en peligro, Repensar la educación, Aprender a pensar y Los pensadores españoles del siglo XX. Habla cinco idiomas (sueco, inglés, francés, alemán y español). Esta casada y es madre de dos hijos y abuela de cinco nietos (todos chicos, entre 1 y 5 años). "Me encanta hablar con mi nieto mayor y ver con qué seriedad mira el mundo y cómo se plantea muchas cuestiones".





70 Comentarios

Ver más comentarios

Comenta la noticia
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa



¿Has olvidado tu contraseña? »

Ventajas de estar registrado:
Si estás registrado, tus comentarios aparecerán en DN.es automáticamente. Además, recibirás en tu email diariamente los titulares de las principales noticias del día.
Regístrate en DN.es »

Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar esta noticia.






(*)Campo obligatorio

Enlaces recomendados:
© Diariodenavarra.es

Grupo La información Iogenia Digital